-----------------







EL CULEBRERO PAISA
Vendedor ambulante de pócimas para los males del cuerpo y el alma








El culebrero es generalmente un paisa varado (desempleado) que según dicen fuera de Antioquia, es un tipo de acento raro, que se deja crecer el pelo y haciéndose pasar por indio o del extranjero, viste en forma extravagante, siempre lo acompaña dos cajas de cartón, una donde lleva un serpiente a la cual le saca el veneno según él, para preparar la Serpentolidia y otros brevajes, pócimas y bebedizos para curar toda clase de males.
Levanta tribuna en los mercados de cualquier pueblo colombiano o en el extranjero y haciendo alarde de su labia e imaginación empieza con la siguiente perorata.

Señores y señoras viejas y viejitos, señoritas viudas y casadas solteras y arrejuntadas. He llegado venido o arribado a esta ciudad pueblo caserío o conjunto de chozas para ofrecer entregar o regalar este nuevo producto que se llama aguja. Se toma nailon hilo piola pita o cabuya, se enhebra se ensarta pasa o mete por el ojo orificio o roto de la aguja. Lo digo de diferentes maneras para que me entienda el intelectual el hombre de mediana cultura el ignorante o el curioso como usted amigo navegante, que por ganas de conseguir plata o mirar cosas de brujerías, como pepa de guama vino a caer aquí.

Vengo voliando quimba desde la tierra del sol poniente, pasando por el Amazonas sin dar descanzo a mis patas para hablar con el señor Yolopongo el cacique sabiondo que me dió el secreto para curar sus males porque hace rato los guales están rondiando su cama y por encima Satanás volando con el tridente en la mano para ensartarlo tan pronto cuelgue los guayos y se vaya para el otro lado.

Pero no se preocupe mi Don, señora o señorita viejos y viejitas que les tengo la solución.

Si se le infla la barriga y le duele hasta la cola, con una yerbita sola que yo llamo llantén, cójamela usted muy bien hay mesmo me la machaca se la manda a la petaca y en diez días de diarrea le salen hasta icoteas y queda güeno otra vez.

Para las gorditas, para las flacas, para la niña que ya le pica, que ya le pica caña al burro, para cazar maridos le tengo un saldo surtido de tangas tanguitas o calzonarias floriadas.

Hay hombres que se atortolan por el negocio caído su mujer ya se le ha ido buscando más garantía, no deje la cosa fría como gelatina vieja en ayunas miel de abejas con leche vas a tomar y hasta se güelve a parar un muerto de treinta días.

Usted señora o señorita no se meta el dedo que la uña le puede hacer daño en las carnitas rosadas de sus encías doradas más bien limpie sus dientes con palillos el gallinazo hecho con astillas de cañabrava.

Si a su marido por la noche no se le para, no se le para el corazón mientras duerme es por pura suerte señora usted tiene que darle miel de abejas todas las noches para que ese músculo se le ponga duro bombee con más fuerza y aguante otros cien años de traqueteo.

Pa' usted borrar esas manchas que le jodieron la cara hay una receta rara que yo solo la he vendido coja un caracol molido y apachúrreme ligero cuatro limones enteros y se me unta esta pomada y si no sirve pa'nada tiene que cambiarse el cuero.

No puede tener un hijo mi señora no sabe que hacer y por donde empezar ? ¡Pondiolina señora! pondiolina todos los días antes de dormirse una pastilla de pondiolina lo mejor que han inventado para aumentar la prole y no vivir en soledad.

Su perro cuando come se mueve mucho y eso la desespera póngalo a comer concentrado déle popy guau en caldo de calambombo.

Bendito sea mi Dios que le hizo la cresta al gallo la cola al caballo y el pico al diostedé a la mujer le dió por donde y al hombre le dio con qué.

Señora o señorita siente que le pica y no aguanta el ardor y se tiene que estarse zobando para calmar la tormenta metuesto por cinco minutos si usted me lo permite y listo metuesto la pomada que Nefertiti le untaba a Salomón más abajo del corazón para sanar las heridas que le dejaron las balas perdidas que le tiraba el impío Hisbulá.

Si su esposo mi señora es muy perro ese vergajo cójase un pelo de abajo de los del jarrete del pié arranque callos vusté y tres pelos del sobaco embútaselo al verraco en un pocillo de cacao y ahí tiene usté al desgraciao pa'onde usted lo volté.
Chispaisas

Fin de la retahila del paisa culebrero.


Como puedes ver fue mucha la caca que habló, pero estoy seguro que vendió todos los perendengues que traía y feliz empaca maletas con destino a otra plaza de diferente ciudad.

Ahora me despido de usted compadre porque tengo mucho que hacer pa'conseguir la de sal mándate un aguardiente puro así lo manda las santas leyes que beban agua los bueyes que tienen el cuero duro.

Que mi Dios y la virgen lo acompañen y hasta que vuelva.

Gracias por la visita.






Fotos de comidas típicas de Colombia


Chistes groseros sólo para adultos


Más chistes verdes y picantes


El pene es tu candidato ideal


El susto de mi primera vez


Chistes de pastusos


El culo quiere ser jefe


Sacando mujeres desnudas del agua


Poemas groseros y atrevidos


Adivinanzas de doble sentido


Garrote para hombres machistas


Más adivinanzas groseras


Piropos para galantear a las mujeres


Piropos ofensivosy atrevidos para la mujer


Piropos para galantear a los hombres


Piropos ofensivos y atrevidos para hombres


Aunque no lo quiereras te llevaré a la cama


Donaré todos mis órganos, menos la boca y el culo


Chistes de Rolos y Boyacos


--------------- Dichos y refranes paisas y colombianos


Ventajas de ser hombre


Ventajas de ser mujer


Ventajas de ser viejo


Ventajas de ser hombre soltero


Perfil del culebrero o yerbatero paisa


Avisos, letreros de tiendas y orinales


Poemas y mensajes para el maestro


Poemas y mensajes para la madre


Poemas y mensajes para el padre


Poemas y mensajes de amor y amistad


Poemas y menajes para la mujer


Enfermedades y las plantas medicinales


Fotos y paisajes de Medellín Colombia


Modismos y Jergas de de Antioquia y Colombia


Como identificar los paisas de Colombia


Fotos de mitos y leyendas


Fotos de paisajes urbanos y naturales de Colombia



Contacto carlosemilioalvarez@gmail.com